La calidad como punto de partida

Cuando decidimos incorporar un producto al catálogo de la tienda, debe cumplir con una serie de estándares que creemos importantes: saludable, útil y efectivo.
  • Saludable
El producto debe estar certificado con las materias primas más puras posibles, bien sean de cultivo biológico o con un tratamiento que evite la pérdida de sus cualidades primarias durante la fabricación.
  • Útil
Que un producto tenga mucha presencia en el mercado, no implica que sea útil de cara a la incorporación a nuestra dieta, por lo que si no es necesario o beneficioso, no creeremos en él y difícilmente lo podremos recomendar.
  • Efectivo
Las características del producto deben tener evidencia científica para las que se van  a utilizar, ya que en el mercado existen infinidad de “fórmulas mágicas” que declaran mejoras en el rendimiento, pero no aportan ningún estudio serio que las ratifique. Volvemos al punto de la utilidad.
Nuestra dilatada experiencia, nos ayuda a aportar productos de gran calidad al punto de venta, para que maximices tu rendimiento deportivo.